PAREJAS SUICIDAS

12 agosto 2010

Para los artistas del surrealismo, que anunciaban una rebelión generalizada contra las convenciones burguesas, la muerte de los amantes suministraba el final perfecto para una historia de pasión amorosa, aquella que ninguna rutina conyugal o traición sería capaz de desgastar nunca. Por eso admiraban tanto una novela romántica del siglo XIX,  Wuthering Heights (Cumbres Borrascosas), en la que una pareja separada por las diferencias sociales, logra unirse en la muerte.

Stefan Zweig y esposa muertos

La imagen conmovedora de los amantes que deciden morir juntos, se desdibuja cuando se pasa del mundo imaginario a la realidad. ¿Por qué prefieren dos personas la muerte en compañía? ¿Cómo se llega a un acuerdo como ese? El novelista austríaco Stefan Zweig, tras haber huido del régimen nazi y refugiarse en Brasil durante la Segunda Guerra Mundial, prefirió envenenarse en un hotel de Petrópolis, con Elisabeth (Lotte) Altmann, su segunda esposa, antes que ver el triunfo de Hitler, para ellos inevitable. La pareja había dejado una serie de cartas dirigidas a los amigos y autoridades, en las que explicaban los motivos de su decisión. Todas las misivas tenían las estampillas necesarias para el envío por correo. Lee el resto de esta entrada »