MUJERES MANIPULADORAS, HOMBRES MANIPULADOS

22 septiembre 2016
Leopold Sacher-Masoch y Wanda

Leopold von Sacher-Masoch y Wanda

La posibilidad de encontrar una mujer dominante es una fantasía tan atractiva como alarmante para los hombres de los tiempos modernos. Desde hace casi un siglo las mujeres se cortan los cabellos muy cortos, fuman en público, visten pantalones, usan lenguaje grosero, asumen cargos directivos, en una constante demostración de que a pesar de la discriminación salarial que sufren en casi todas partes, no valen menos que un hombre.

¿Cómo no sentirse fascinado ante la posibilidad de una (pasajera y novedosa)  inversión de los roles habituales, sobre todo cuando un hombre se siente seguro de que nada puede cambiar en las relaciones de poder entabladas tradicionalmente por los géneros? En tal caso, la breve transformación de la mujer que había estado sometida y aparentaba disfrutarlo, en mujer dominante, agrega variedad a una rutina que se había vuelto demasiado previsible, y por lo tanto menos placentera. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

DOS DEL MISMO SEXO (II): Entre ellas

1 septiembre 2016
Diana de Poitiers

Diana de Poitiers

Dos mujeres (o más) pueden ser amigas inseparables, da por sentado la sabiduría popular, pero basta que aparezca un hombre atractivo (a veces, ni siquiera tanto: solo disponible) para que cualquier acuerdo existente entre ellas se quiebre y aflore la traición, la envidia y lo peor de cada una. El prejuicio de que las mujeres no tienen otro objetivo en el mundo que atrapar a un marido, se encuentra tan difundido que cuesta imaginar a dos (o más) mujeres que tengan otros intereses que no pasen por la reproducción, ni compitan por los favores masculinos.

La imagen de una mujer atraída por otra mujer, es demasiado perturbadora para la mentalidad patriarcal. Desubica al hombre de su rol imaginario como centro de la actividad femenina. Para los sumerios, de acuerdo al Código de Hammurabi, redactado en el siglo XVIII antes de nuestra era, había hijas de actitudes varoniles (salzikrum) que tenían derecho a heredar de su padre, como cualquier hombre, y podían tomar una esposa o varias. Lee el resto de esta entrada »